Mantenimiento de Piscinas

Mantenimiento de piscinas

En ArQuimi tienes a tu disposición un amplio catálogo de productos químicos para el Mantenimiento de Piscinas que te permitirán tener el agua siempre desinfectada, limpia y libre de Bacterias.

Para el mantenimiento de piscinas pequeñas, piscinas desmontables, piscinas de comunidades de vecinos, piscinas públicas, es necesario realizar un correcto tratamiento del agua de la piscina, para ello puedes utilizar productos químicos con cloro para un tratamiento de desinfección, ya sea cloro líquido, cloro en pastillas o cloro granulado, productos químicos (algicida) para acabar con las algas de tu piscina, productos químicos para controlar el PH del Agua, etc...

Trabajamos con comunidades de vecinos y empresas especializadas en el Mantenimiento de las piscinas que compran sus productos en ArQuimi. Realizamos precios de mayoristas en ventas por palet completo ¡Consúltanos!

20 productos
   
de 20

Aunque pensemos que el mantenimiento de una piscina requiere un amplio conocimiento y un gran trabajo, realmente es más fácil de lo que parece si quieres realizarlo tú mismo.

Debemos tener presente que un buen mantenimiento del agua de la piscina nos dará la tranquilidad de poder bañarnos con seguridad, libre de gérmenes y bacterias.

Seguidamente te resumimos el proceso básico de la puesta en marcha y mantenimiento de una piscina con cloro.

LIMPIEZA DEL VASO DE LA PISCINA

Si la piscina está vacía será más fácil limpiar las paredes y el suelo. La limpieza será más cómoda si evitas las horas más soleadas. Utiliza un desincrustante habiendo humedecido previamente la superficie y déjalo actuar durante varias horas. Aclara la piscina con agua abundante para llevarte todos los restos.

LLENADO DE LA PISCINA

El paso previo al llenado de la piscina es la revisión de ciertos elementos como la bomba, las válvulas de impulsión y aspiración o los skimmers. Una vez efectuada esta tarea, podemos proceder a llenar la piscina con agua.

CONTROL DEL PH

La efectividad del cloro está ligado directamente al control del PH del agua. El PH debe estar siempre entre 7.2 y 7.6

Con un PH superior a 7.6, el cloro pierde efectividad. En cambio si es inferior a 7.2, el agua de la piscina se vuelve ácida y puede irritar la piel y los ojos.

CONTROL DE CLORO

Para comenzar la temporada realizaremos la adición de 15 gramos de cloro en grano por cada m³ de agua (1 m³ de agua equivale a 1.000 litros) repartidos por la superficie de la piscina. Pondremos en funcionamiento el equipo de filtración. Comprobamos el PH y el cloro y en caso necesario lo corregimos. Realizar control diario.

El control diario es necesario, sobre todo del PH que debe ajustarse a los valores anteriormente descritos utilizando un incrementador o un reductor de PH.

Semanalmente reponer el cloro para mantener el nivel correcto.

En ArQuimi puedes comprar online productos para piscinas como Oxigeno Activo, Hipoclorito Sódico, Incrementador o Reductor de PH, Kit test PH/Cloro, Cloro en tableta, Cloro en grano, Algicida o Floculante.